vie. Nov 15th, 2019

El feriado bancario no evitó caídas en un mercado en el que el precio de la desconfianza lo pagaron los bonos

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Compacto Político). La falta de definiciones del futuro Gobierno no juega a favor. Si se deja el mercado en manos de la percepción de los inversores, siempre va a ganar el pesimismo. Y esta vez, debido al feriado cambiario y con las grandes manos ausentes de la Bolsa, pero no de las operaciones de contado con liquidación, dólar Bolsa y ADR’s en Wall Street, se vio la falta de confianza que tienen en el futuro.

Los herederos de Mauricio Macri al no anunciar lo que van a hacer con la deuda, están gastando su herencia a cuenta.

El precio de la desconfianza estuvo en los bonos. El Bonar 2024, que paga intereses el jueves, perdió 2,17%. El Bonar 2020 cedió 2,37%. Los bonos largos con legislación en Nueva York que son los que tienen más ponderación tienen en el cálculo del riesgo país, terminaron el día en terreno negativo. El Discount en dólares perdió 0,53% y el Par, 2,90%.

Estas caídas, sumadas a la baja del Bono de Tesoro de Estados Unidos que se vuelve más atractivo porque ahora rinde 1,82% en dólares, hicieron que el riesgo país trepe a un nivel cercano al que habían alcanzado cuando Alberto Fernández triunfó en las PASO. La medición del Embi+ de JP Morgan arrojó un índice de 2.360 puntos básicos, es decir aumento 72 unidades.

Paralelamente, en Wall Street, los ADR’s argentinos -certificados de tenencias de acciones que cotizan en dólares y se utilizan para hacer operaciones de contado con liquidación- tuvieron fuertes caídas. Solo un ADR se salvó del derrumbe y fue el de IRSA Propiedades Comerciales que ganó 1,90%. El resto fue rojo absoluto. Las pérdidas más grandes pasaron por los bancos y empresas de Energía, aunque el líder en la caída fue Telecom con 6,75%. Entre las empresas de energía, Pampa (-6,09%), Transportadora Gas del Sur (-4,88%) y Edenor (-4,80%) fueron las más afectadas. YPF cedió 5,08%.

En bancos, el ranking en el que nadie quiere estar fue encabezado por BBVA (-5,42%), Supervielle (-4,87%) y Grupo Financiero Galicia (-3,73%).

La Bolsa local que tuvo operaciones reducidas por el feriado bancario ya que solo se operaron los plazos más largos, perdió 3,77% con negocios por tan solo $360 millones, que representa la cuarta parte de un día normal porque faltaron las grandes manos, los inversores institucionales.

Fuente: Rava
Fuente: Rava

Los perdedores fueron los bancos y las energéticas. Pampa bajo 4,90%, mientras Banco Supervielle dejó en el camino 4,80% y Galicia, 4,43%.

Por supuesto, la reacción en los dólares alternativos no se hizo esperar y el contado con liquidación subió 50 centavos a $73,87. El dólar MEP o Bolsa aumentó 20 centavos a $78,49.

La rueda reducida marcó un mal presagio para lo que queda de la semana. Cuando el riesgo país se enciende de esta forma, es más temible que cualquier suba del dólar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *