sáb. Ene 25th, 2020

Una de las empresas de monopatines eléctricos se va del país

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Compacto Político). Pese a haber comenzado a funcionar en la Ciudad de Buenos Aires en el mes de septiembre del año pasado, la empresa de monopatines eléctricos Lime anunció este jueves el cierre de sus operaciones en el país. La retirada se debe a un cambio de enfoque hacia distritos rentables. También hará lo propio en otras 12 ciudades de todo el mundo.

La compañía que brinda solución sustentable al complejo entramado de redes de transporte, era una de las cuatro empresas que en el último tiempo impulsó el uso de monopatines eléctricos en Capital Federal. “Parte de hacer realidad nuestra visión para transformar la movilidad urbana es lograr la independencia financiera; Es por eso que hemos cambiado nuestro enfoque principal a la rentabilidad”, explicó en un comunicado su CEO Brad Bao.

“Si bien la gran mayoría de nuestros más de 120 mercados han adoptado soluciones de transporte de micromovibilidad rápidamente y son rentables, hay comunidades donde la micromovibilidad ha evolucionado más lentamente. Por esta razón, hemos tomado la difícil decisión de cerrar 12 mercados en todo el mundo que incluyen Atlanta, Phoenix, San Diego y San Antonio en los Estados Unidos; Linz, Austria en Europa; y Bogotá, Buenos Aires, Montevideo, Lima, Puerto Vallarta, Río de Janeiro y São Paulo en América Latina”, añadió Bao.

Por otro lado, remarcaron que este cierre de operaciones en las ciudades señaladas no solo afecta a los usuarios que en el último tiempo incursionaron el mundo de los monopatines eléctricos, sino también “a nuestros empleados de tiempo completo y temporal”. La fecha de cierre de las operaciones en dichas ciudades aún no fue confirmada por la empresa pero implicaría el despido de al menos 100 empleados.

Un relevamiento realizado por la propia empresa meses atrás indicaba que el 22,4% de sus usuarios empleaba el monopatín eléctrico en lugar de un vehículo tradicional. Asimismo, dio a conocer que en los primeros 60 días de operaciones en Buenos Aires, recorrieron un total de 77.678 kilómetros en viajes, con un promedio de 8 y 10 minutos de uso.

Además, resaltaba que más del 30% los utilizó como para llegar o volver del trabajo o la universidad, en tanto que el 23% lo señaló como la forma más rápida para viajar en la Ciudad. Su costo inicial de desbloqueo se ubicaba en torno a los $15 y cada minuto se cobró $12 por lo cual un viaje promedio (de entre 8 y 10 minutos) osciló entre los $96 y $120.

Actualmente continúan brindado sus servicios otras tres empresas: Grin, Movo y Glovo. Lime comenzó sus operaciones a nivel mundial dos años atrás en la ciudad estadounidense de San Francisco y tiene como objetivo transformar el transporte de micromovilidad en un negocio rentable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *