Ciudad Autónoma de Buenos Aires | Lunes 25 de Junio | Hora: 10:22
Domingo 13 de Mayo de 2018
Imprimir

Cristina quiere frenar el acuerdo con el FMI desde el Congreso

Aunque desde el oficialismo descartan que deba tener tratamiento legislativo, la ex presidenta ya instruyó a legisladores propios. El silencio como
Aún no se pronunció en público pero en privado ya adelantó su posición: Cristina Kirchner rechaza las negociaciones que el gobierno de Mauricio Macri inició con el Fondo Monetario Internacional y buscará que el Congreso frene el acuerdo que se intenta sellar desde la Casa Rosada.

Mientras distintos funcionarios y legisladores del oficialismo descartan que este entendimiento con el organismo de crédito deba pasar por el Poder Legislativo, Kirchner habla con distintos senadores y diputados del Frente para la Victoria para detenerlo.

Hasta ahora, legisladores de la oposición como el diputado Agustín Rossi dijeron que quieren que el Congreso trate el tema para conocer las condiciones que pide el FMI. Pero la ex presidenta fue más dura: “Nosotros no tenemos que discutir sobre las condiciones, nosotros tenemos que frenarlo”, les dijo a sus compañeros de bancada.

“Cristina sabe que este pacto implica que los argentinos sufran más ajuste, que los trabajadores sufran más despidos, que los jubilados pierdan aún más. Por eso, para ella no hay un FMI bueno y otro malo. Es muy malo para todos”, explican en su entorno.

“La Constitución explicita en su artículo 75 que le corresponde al Congreso contraer empréstitos sobre el crédito de la Nación y arreglar el pago de la deuda interior y exterior de la Nación”, responde la ex presidenta a quienes le dicen que la Rosada no accederá a que los legisladores discutan sobre la deuda con el argumento de que el monto no perforará el límite fijado en la Ley de Presupuesto 2018.

También recuerda en privado la ex mandataria que “cuando Néstor (Kirchner) le pagó al FMI, el decreto con el que lo concretó fue ratificado luego por el Congreso. Cualquier acuerdo que autorice un monto de deuda debe pasar por ahí”.

La ex presidenta espera poder dar la discusión en las próximas semanas, ya que está convencida de que Cambiemos busca que el acuerdo con el organismo internacional se concrete en el menor tiempo posible.

Silencio. En estos días, Cristina prefirió no hacer declaraciones públicas y, en cambio, usará su banca para mostrar su disconformidad. “Como opositora siempre fue muy prudente con los problemas que atraviesa la Argentina, ella entiende que es una figura que, diga lo que diga, va a tener un nivel de repercusión importante, por lo que prefiere ser prudente ante una situación tan adversa. Eso no significa que, desde su lugar institucional como senadora, no vaya a ser muy dura”, explican desde el Instituto Patria, sede del kirchnerismo.

El escenario para las próximas semanas de Cristina seguirá siendo la Cámara alta. Allí defenderá el proyecto que frena el aumento de las tarifas que consiguió media sanción en Diputados y también desde su banca arremeterá contra el FMI. Hay una larga lista de invitaciones para que visite distintos distritos que seguirán esperando. Hay municipios del conurbano bonaerense pero también muchas ciudades del interior del país que enviaron invitaciones. Además de ser solicitada por intendentes, también envían cartas empresarios, ONGs, clubes y distintas instituciones.

“Hay que saber manejar bien los tiempos para que Cristina vuelva a bajar a los territorios”, detallan en su equipo. Quizás esos tiempos tengan que ver con la pelea electoral de 2019, y, al igual que distintos dirigentes del PJ, en el kirchnerismo saben que la crisis político-financiera desatada en los últimos días retrasó la campaña. Aunque la ex presidenta no esté en la boleta, a su alrededor aseguran que el año próximo intensificará sus recorridas con el objetivo de que su sector vuelva a la presidencia.
Imprimir
© Copyright 2010  |  Todos los Derechos Reservados.