Ciudad Autónoma de Buenos Aires | Martes 18 de Diciembre | Hora: 10:54
Martes 04 de Diciembre de 2018
Imprimir

En España catalogan el River-Boca como un "partido de alto riesgo": los detalles del operativo policial

Serafín Giraldo, vocero de la policía de España, develó cómo se llevará adelante el operativo de seguridad para la Superfinal de la Copa Libertadores que se disputará este domingo en el Santiago Bernabéu.
CIUDAD DE BUENOS AIRES (Compacto Político). Tras los incidentes que se produjeron en la previa del partido de vuelta de la Superfinal de la Copa Libertadores (en la ida igualaron 2 a 2), Conmebol dictaminó que el River-Boca se disputará el próximo domingo, desde las 16:30, en el Santiago Bernabéu, la casa del Real Madrid.

Serafín Giraldo, vocero de la policía de España, en una entrevista concedida al programa de Luis Novaresio en Radio La Red, contó detalles del operativo de seguridad para el Superclásico.

"Es un evento que denominamos de alto riesgo, es la calificación protocolar acá en España. Supone un riesgo elevado que haya altercados, por eso habrá un tratamiento policial diferente a un partido ordinario", comentó.

Aunque no está confirmado, Giraldo anticipó que habrá entre 4 o 5 mil personas dedicadas a la seguridad. Se estima que aproximadamente 2 mil serán policías nacionales, mientras que mil más serán de la policía local (estarán abocados al tránsito y evitar el cruce de hinchadas). A este número hay que agregarle la seguridad privada, que estará dentro del estadio, abocada a los cacheos.

"En la primera fase se le solicitó información a la policía y autoridades de Argentina. Ellos nos tienen que brindar información, como el número de personas que vendrán y la calidad. Cuando digo calidad me refiero al nivel de violencia. Necesitamos este tipo de información", sostuvo el vocero.

La intención de la policía española es la de colocar a las hinchadas de River y Boca en dos zonas diferentes de la ciudad "para evitar imágenes violentas", como las de agresiones contra el micro del club rival.

"Estamos acostumbrados a lidiar con esta clase de hinchas, como cuando vienen hinchadas de Rusia o de países de Europa del Este. Aseguro que no tienen nada que envidiarle en lo que respecta a violencia a los argentinos. Esto es un reto para nosotros", sostuvo.
Imprimir
© Copyright 2010  |  Todos los Derechos Reservados.