21 enero, 2021

Continúa la polémica por Papel Prensa: Asociación de Radiodifusión Internacional, Lidia de Graiver,

La Asociación Internacional de Radiodifusión (AIR) condenó este jueves (26/08) "la ceremonia, escenografía y ritual del acto" del martes pasado, en el que Cristina de Kirchner realizó los anuncios sobre Papel Prensa (ver nota relacionada) porque "se asemeja mucho a un enjuiciamiento popular, con dictamen público incluido".
En una declaración, la entidad que nuclea a 17 mil emisoras privadas de radio y televisión de América, Asia y Europa, añadió que espera que, ante el envío de denuncias y proyectos a la Justicia y al Congreso, las instituciones democráticas argentinas funcionen "con independencia y apego al debido proceso".
También recordó la AIR que "cuando una autoridad tiene conocimiento de hechos que a su criterio ameriten una investigación judicial, su obligación es denunciarlos prontamente a los tribunales competentes y colaborar para el pleno esclarecimiento de los mismos", según Urgente 24.
En cuanto al proyecto de declarar de "utilidad pública" y regular la producción, distribución y venta de celulosa, la AIR dijo haber advertido que "podría convertirse en un instrumento más de control y presión sobre los medios escritos, como ya ocurre con el uso abusivo de la publicidad oficial y como ocurriría si entrara en vigencia la Ley de Medios Audiovisuales".
Al respecto, la Asociación expresó su "mayor preocupación, ante lo que podría ser el siguiente paso legislativo para el control estatal sobre los medios, en este caso escritos, menoscabándose la Libertad de Expresión"
Para la AIR, estos acontecimientos "deben analizarse en el contexto del clima de hostilidad y acoso que el Poder Ejecutivo argentino viene ejerciendo sistemáticamente en diversos ámbitos, en contra de medios de comunicación privados e independientes".
Por último, la declaración expresó su "confianza" en que la Justicia y las instituciones democráticas actúen "con independencia y apego al debido proceso", para protección de los medios "que hoy son directamente atacados, como aquellos que en el futuro podrían vivir similares circunstancias".
Lidia Papaleo de Graiver
En tanto, Lidia Papaleo, viuda de David Graiver, declaró ante la Unidad Fiscal de Coordinación y Seguimiento de las Causas por violaciones a los Derechos Humanos durante la dictadura, coordinada por el fiscal Marcelo Molina e integrada por los fiscales Hernán Schapiro y Carlos Dulau Dumm.
La Unidad Fiscal deberá dictaminar si la causa por la presunta venta compulsiva de las acciones de Papel Prensa a sus actuales accionistas privados es competencia del juez federal platense Arnaldo Corazza, que investiga crímenes de lesa humanidad en el llamado "circuito Camps.
Según la web del diario La Nación, la viuda de Graiver testificó ante el fiscal Marcelo Molina que durante su detención en Puesto Vasco y Pozo de Banfield nunca fue traslada para realizar el traspaso del paquete accionario de la empresa.
La presidente Cristina de Kirchner, había sostenido el martes 24/08 que los miembros del Grupo Graiver vivían en "libertad ambulatoria", en un marco de "presiones" y "amenazas" y con sólo una "apariencia de legalidad".
Lidia Papaleo, que estuvo acompañada por su hermano Osvaldo Papaleo, testificó ante la Unidad Fiscal de Coordinación y Seguimiento de las Causas por violaciones a los Derechos Humanos durante la última dictadura, coordinada por el fiscal Marcelo Molina, en la causa que investiga crímenes de lesa humanidad en el llamado "circuito Camps".
La Unidad Fiscal deberá dictaminar si la causa por la venta de las acciones de Papel Prensa a sus actuales accionistas privados es competencia del juez federal platense Arnaldo Corazza, que investiga crímenes de lesa humanidad en el llamado "circuito Camps".
Strassera
El ex fiscal federal Julio César Strassera aclaró que la viuda de David Graiver nunca mencionó la venta de la empresa en sus testimonios.
"Hablé mucho con Lidia Papaleo. Jamás dijo una palabra de Papel Prensa en ese momento. Me lo hubiera dicho", dijo Strassera a radio La Red.
"Isidoro Graiver salió a defenderlos y dijo que vendió las acciones con total libertad. La unica presión que tenía Lidia era del lado de Montoneros", remarcó. Y aclaró: "Los diarios ni siquiera le insinuaron que vendiera Papel Prensa", agregó.
Strassera estimó que la intención del kirchnerismo era detener a Bartolomé Mitre (La Nación) y Héctor Magnetto (Clarín), por la compra de la empresa pero aclaró que desistieron de concretar la ofensiva porque "es un disparate".
"De ninguna manera podrían ser juzgados los compradores por crímenes de lesa humanidad. Se invetan el concepto de lesa humanidad. No se puede decir que cualquier crimen esa de lesa humanidad para perseguir a la gente", aseguró.
Además, Strassera desacreditó el informe presentado el martes en la Casa Rosada y acusó al Gobierno de utilizar los derechos humanos con fines políticos.
"Este informe viene de los falsificadores del Indec, le quita toda credibilidad. A cualquier enemigo político hay que inventarle un crimen de lesa humanidad o una vinculación con la dictadura. Es deleznable", sentenció.
‘Pino’ Solanas
El diputado nacional Fernando Solanas calificó el acto presidencial de presentación del informe oficial sobre Papel Prensa como “lamentable y patético y fue un bluff”, porque desde el Gobierno habían generado expectativa en que iban a hacer alguna revelación “extraordinaria y monstruosa”, cosa que no sucedió.
Y que emparentar y “tomar el calvario de la familia Graiver con una investigación hecha por el desprestigiado y provocador funcionario Guillermo Moreno”, resulta “un mamarracho” para Solanas.
El diputado recordó que el ex presidente Raúl Alfonsín indemnizó a toda la familia Graiver y que el caso lo investigó el ex fiscal de Investigaciones Administrativas, Ricardo Molinas.
“Yo con Molinas lo conversé y Ricardo a mí me dijo: sobre Papel Prensa, ahí no hubo ilícitos y está en su investigación”, aseguró Solanas a la web del diario Clarin.
Y afirmó: “Las cartas del hermano y la carta de la hija creo que no dejan dudas”, en referencia a las reveladoras manifestaciones de Isidoro y María Sol Graiver.
Comparatore
El fiscal federal Luis Comparatore requirió una serie de medidas preeliminares en la denuncia que Clarín y La Nación hicieron semanas atrás contra Guillermo Moreno, a quien acusan de abuso de funciones en su accionar en Papel Prensa.
En esta causa, que está en manos del juez subrogante Marcelo Martínez de Giorgi, Moreno había presentado un escrito contraatacando y acusando al CEO de Clarín, Héctor Magnetto, y al director de La Nación, Bartolomé Mitre, de tener vinculación con delitos de lesa humanidad durante la última dictadura militar y por la forma cómo se habían hecho cargo de Papel Prensa.
A su vez, Magnetto y Mitre acusaron que Moreno de dictar la resolución N° 126/10, por la que se imparte directivas a los representantes del Estado en el Directorio de Papel Prensa, con el objeto de obtener información y documentación acerca del modo de obtención de la propiedad de las acciones de Papel Prensa por parte del ambas empresas periodísticas.
Fuentes judiciales señalaron que Comparatore optó por certificar la existencia de otras investigaciones que están radicadas en distintos juzgados federales, y a las que ambas partes hicieron referencia, de modo de "despejar eventuales conexidades".
Así es que Comparatore pidió certificar las causa 13.146/09 del juzgado federal Nº 9, de los expedientes 14.216 "Suárez Mason y otros", así como de "toda aquella que surja del sistema con relación a las partes que aquí nos ocupan", según señala el dictamen.
En tanto, el fiscal pidió que pida a la Secretaría de Comercio la resolución 126/10 "en atención a la naturaleza de los ilícitos atribuidos al Dr. Guillermo Moreno", que denuncian Mitre y Magnetto.
La denuncia de Clarín y La Nación fue presentada a principios de junio, y en ella acusan a Moreno de ser parte de una ofensiva del Ejecutivo para involucrarlos a ellos en delitos de lesa humanidad.
Concretamente, los denunciantes acusan que la ofensiva es para involucrarlos "en un supuesto hecho delictivo relacionado con la adquisición de las acciones de la empresa Papel Prensa, en noviembre de 1976".
Luego y por orden del juez Martínez de Giorgi, Magnetto y Mitre ratificaron la denuncia por medio de sus abogados Hugo Wortman Jofre y Alejandro Pérez Chada.
Ambos empresarios acusaron a Moreno de arrogarse un papel que le compete al Poder Judicial, con el objetivo de "tergiversar" la historia de la adquisición de parte del paquete accionario de Papel Prensa.

Deja un comentario