28 febrero, 2021

Macri peroniza su discurso para sumar aliados

No fue la típica liturgia peronista. No hubo bombos ni banderas. Tampoco se cantó la marcha ni hubo menciones hacia Perón o Evita, pero el espíritu central del movimiento que nació con el ex presidente igualmente estuvo presente en forma de palabras.
Ante un panel identificable con la centro derecha, Mauricio Macri sorprendió con un llamado a recuperar la justicia social en la Argentina. "Tenemos que aprender de nuestros errores. Tenemos que recuperar la movilidad social ascendente. Volver a la Argentina de ´Mi hijo el doctor´", dijo.
"Nos llegó la hora. En cada lugar que recorremos de la Argentina nos piden que no lo dejemos pasar. Nos llegó la hora de subirnos al tren", manifestó en el Campus Faes 2010, organizado por la Fundación Pensar y la Fundación Libertad, en la Legislatura porteña.
Las palabras de Macri no sorprendieron a su tropa que viene trabajando desde hace algunas semanas el cambio de estrategia, según dijeron a lanacion.com fuentes de Pro. El objetivo: aplacar las críticas de algunos dirigentes del Peronismo Federal que anticiparon que el candidato de ese espacio debería ser peronista. Con este recurso, esperan seducir a los díscolos.
De lleno en la campaña presidencial, durante su exposición, Macri anticipó algunos lineamientos generales que impulsará si llega a la Casa Rosada: "La Argentina se encuentra en una disyuntiva entre ser como Chile o Venezuela. Al país le llegó la hora de la humildad, tenemos que aprender de los errores del pasado".
Y añadió: "Necesitamos ser previsibles para el mundo. Son momentos desafiantes en la Argentina y ese desafío es con el compromiso en lo que creemos. Para lograrlo, no tenemos que agraviar ni descalificar".
El jefe de gobierno porteño participó del Campus Faes 2010, organizado por la fundación Pensar y la Fundación Libertad, en la Legislatura porteña, y compartió ese espacio con el ex presidente español José María Aznar y Antonio Ledesma Díaz, alcalde Metropolitano de Caracas, Venezuela, uno de los más acérrimos adversarios de Hugo Chávez.

Deja un comentario