21 enero, 2021

Paraguay con los Indicadores más bajos de la region en Covid 19

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Compacto Político). El gobierno de Paraguay supo moverse bien y tomó medidas rápidas en relación a la prevención al contagio de coronavirus. El 5 de febrero de este año fue el primer país en cerrar sus fronteras, prohibiendo el ingreso de viajeros provenientes de China, y en el mes de marzo suspendió las clases en colegios y universidades antes de que la OMS declarara la pandemia a nivel mundial, cancelando asimismo todos los eventos públicos o privados de concurrencia masiva. El gobierno entonces impuso una cuarentena obligatoria que fue cumplida a rajatabla por los ciudadanos paraguayos y que da por resultado que este país tenga una tasa de 2 muertos por millón de habitantes, la más baja de Sudamérica.

Dentro del contexto de emergencia sanitaria, el Gobierno tomó medidas no solo de confinamiento y aislamiento preventivo social en todo el territorio nacional, sino también en el ámbito económico, financiero, fiscal y laboral con el objeto de mitigar los efectos de la pandemia.

Se implementaron medidas de inyección de liquidez, facilidades en regulaciones crediticias, nuevas líneas de crédito para las empresas, así como se aplicaron reducciones de aranceles a bienes importados, prórrogas de pagos de tributos, y reducciones temporales de algunas tasas impositivas, también prórrogas del pago de los servicios básicos, donde incluso se dieron exoneraciones para los segmentos de la población más vulnerables.

Se amplió la red de apoyo a los trabajadores, tanto para el sector formal donde se dio un subsidio a las suspensiones temporales y para los informales donde se otorgó un subsidio a trabajadores por cuenta propia o de micro, pequeñas y medianas empresas del 25% del salario mínimo legal vigente que pudo cobrarse hasta dos veces. Asimismo, se amplió el Programa de Pensión Alimentaria para adultos mayores en situación de pobreza y se habilitó una red de albergues y “hoteles salud” donde debieron guardar aislamiento supervisado las personas que dieron positivo al test Covid-19, evitando con esta medida la propagación del virus.

Transparencia y control en el uso de los recursos

El Presidente Mario Abdo Benitez, tomó resoluciones firmes respecto del control y transparencia en el uso de los recursos del Estado durante la pandemia y, en relación a ello,  en marzo de este año dentro del marco del Decreto 3506/2020 que regula la Ley de Emergencia Sanitaria creó un Portal de Rendición de Cuentas https://www.rindiendocuentas.gov.py/ para detallar el uso de los recursos del Estado destinados a afrontar la emergencia por el COVID-19  y a la vez, brindar la posibilidad a cualquier ciudadano de realizar una denuncia por mal manejo de fondos públicos, adjuntando documentación si la tuviera.

El Titular de la Secretaría Anticorrupción, René Fernandez,señaló en torno a este tema: “Otro de los fortalecimientos del Gobierno de Abdo Benitez es la creación de la Comisión Especial de Supervisión de Compras COVID-19 para buscar más control en la gestión administrativa y en las compras del Ministerio de Salud, además de transparentar los procesos de adquisición de insumos vinculados a la atención de la pandemia” y agregó: “Entre los objetivos de la Comisión está el de acompañar y supervisar los procesos de adquisición del Ministerio de Salud, además de verificar la admisibilidad de los procesos de contratación pública vinculados a la atención de la pandemia por otras entidades independientes al Poder Ejecutivo, no muchos gobiernos transparentan sus números como lo está haciendo nuestro Presidente”, enfatizó.

Por último, otro aspecto promovido por el Gobierno es la obligatoriedad de los funcionarios responsables de la gestión de los fondos COVID-19 a presentar declaraciones juradas de su patrimonio, a fin de deslindar responsabilidades en caso de irregularidades en el uso de los recursos.