27 febrero, 2021

El Senado votó las leyes de fibrosis quística, recetas electrónicas y de donación de plasma

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Compacto Político). Por 64 votos, con dos ausentes y tres abstenciones, el Senado convirtió en ley el proyecto que declara de interés nacional la enfermedad de fibrosis quística mientras que por unanimidad convirtieron en ley la campaña nacional para la donación de plasma y las recetas electrónicas y telemedicina.

El debate arrancó pasadas las 15 de este jueves aunque llevó poco más de una hora la discusión entre los jefes de bloques para renovar el protocolo de funcionamiento remoto. A instancias de la oposición, Cristina Kirchner había corregido un decreto que ella misma firmó para que las sesiones por videoconferencia puedan extenderse un par de horas más, que el reglamento venza en 60 días y que haya reuniones de labor parlamentaria para consensuar los proyectos a tratar entre todas las fuerzas políticas, temas que ya no deberán acotarse estrictamente a la pandemia por COVID-19.

La oposición votó en contra el decreto 11/20 pero a favor el 12/20 con los cambios que incorporó la Vicepresidenta. En el intercambio hubo cruces entre unos y otros. Juntos por el Cambio reclamó que el reglamento se votara con los dos tercios de los votos, según fundamentaron Juan Carlos RomeroHumberto Schiavoni y Luis NaidenoffJosé Mayans, jefe del bloque del Frente de Todos, recordó los roces de la última sesión cuando se votó con mayoría simple la creación de la comisión Bicameral de investigación de los créditos otorgados por el Banco Nación a la agroexportadora Vicentin. Juntos por el Cambio denunció que la votación no fue legal, y sus legisladores argumentaron que debió ser por dos tercios y no la mitad más uno de los presentes.

A pesar de esas insalvables diferencias, Martín Lousteau, presente por ser vicepresidente del cuerpo, pidió la palabra para que constara en actas que la intención de la oposición es acompañar las sesiones y el funcionamiento del Congreso por lo que, para salvar la cuestión, para el decreto 12/20 dieron unanimidad. E insistió en que se dejara constancia también del reclamo por los dos tercios.

infobae-image

Tras la apertura de la sesión, Cristina Kirchnerdejó la conducción de la sesión en manos de la senadora Claudia Ledesma Abdala, que también estuvo al frente de la primera votación junto con el secretario parlamentario Marcelo Fuentes. Las tres primeras leyes se votaron juntas aunque, a viva voz durante el habitual chequeo, los senadores indicaron las abstenciones. Romero estuvo ausente en ese momento mientras que tres senadores de Juntos por el Cambio se abstuvieron en el caso de fibrosis quísticauna ley cuya aplicación puso en duda el ministro de Salud Ginés González García pero que apoyó el presidente Alberto Fernández. Las abstenciones corrieron por cuenta de Esteban Bullrich, Gladys González y Humerto Schiavoni. En tanto la regulación de la receta médica digital y la teleasistencia y la creación de una Campaña Nacional de Donación de Plasma sanguíneo de pacientes de Covid-19, tuvieron unánime acompañamiento.

Según indicó el miércoles la vicepresidenta del bloque del Frente de Todos, Anabel Fernández Sagasti, el Presidente pidió a Cristina Kirchner avanzar con la ley y prometió corregir algunos artículos al promulgarla. Esta vez la oposición dio su apoyo para su tratamiento, ya que se requerían dos tercios para debatir sobre tablas una ley que recién pasó por comisión 48 horas atrás. Fue un gesto del recuperado diálogo entre las dos principales fuerzas políticas.

La ley que impulsa la lucha contra la fibrosis quística de páncreas o mucoviscidosis establece que todos los tratamientos vinculados a esta enfermedad quedarán incluidos en el Programa Médico Obligatorio (PMO) y promueve “la detección e investigación de sus agentes causales, el diagnóstico, tratamiento, prevención, asistencia y rehabilitación” de los pacientes.

La sesión continuó después con el debate sobre el proyecto de ley para la creación de un Consejo Nacional de Asuntos Relativos a las Islas Malvinas y el nuevo mapa de demarcación de límites, dos iniciativas a favor de la soberanía del archipiélago y futuras políticas de Estado más allá de los gobiernos de turno. En comisión tuvieron acompañamiento unánime ambas iniciativas que presentó en el recinto el senador y ex canciller Jorge Taiana. A favor fundamentó Julio Cobos, senador radical por Mendoza que visitó años atrás las islas, mientras presidía la sesión Lousteau. El economista radical, que pasó dos semanas autoaislado tras haber compartido una reunión con María Eugenia Vidal (a él el hisopado le dio negativo) cambió la forma de conducir: hoy se dejó puesto el barbijo mientras ejerció la presidencia. Y agradeció a los senadores la brevedad de los discursos ya que a las 7 de la tarde aún faltaban cuatro horas de sesión según la suma de los minutos de discursos pendientes.

Más tarde está previsto que se debatan varios DNU, entre ellos uno de Mauricio Macri que fijó compensaciones por la devaluación a las distribuidoras de energía; la penalización de la difusión de imágenes o vídeos íntimos sin consentimiento; otra sobre promoción del ingreso a carreras estratégicas para el desarrollo económico, productivo y sustentable del país; y otro proyecto -sobre tablas- que declara de “interés nacional” la enfermedad de fibrosis quística de páncreas o mucoviscidosis y establece un régimen de protección integral. También se abordará un Protocolo modificatorio del Convenio para la Protección de las Personas respecto al Tratamiento Automatizado de Datos de Carácter Personal.

En el caso de receta digital, los legisladores buscaron tranquilizar a farmacéuticos. La Mesa Coordinadora de Farmacias de AMBA, integradas por La Asociación de Propietarios de Farmacias de la República Argentina (ASOFAR); la Cámara Argentina de Farmacias (CAF); la Cámara de Farmacias Bonaerense (CAFABO) y la Cámara de Farmacias de zona Sur del Conurbano Bonaerense (CAFASUR), advirtieron que “podrían correr peligro alrededor de 100.000 puestos de trabajo en forma directa e indirecta y la continuidad de 14.000 farmacias”.

La ley establece que “la prescripción y dispensación de medicamentos, y toda otra prescripción, puedan ser redactadas y firmadas a través de firmas manuscritas, electrónicas o digitales, en recetas electrónicas o digitales, en todo el territorio nacional”. Pero además se fija que “los medicamentos prescriptos podrán ser dispensados en cualquier farmacia, servicios de farmacia de establecimientos de salud y establecimientos del sector salud habilitados para tal fin” y no en otro lugar.

La campaña para promover la donación voluntaria de plasma de pacientes recuperados de coronavirus crea un “Registro nacional de pacientes recuperados de Covid-19 donantes de plasma” y otorga una licencia remunerada de dos días a quienes realicen la donación. “No podrá implicar afectación salarial alguna, descuentos, ni la pérdida del presentismo o cualquier otro beneficio laboral o adicional salarial que perciba”, se legisló.