15 enero, 2021

Cámara Nacional Electoral: denuncian al Presidente por “discriminación de género” en la exclusión la candidata con más méritos

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Compacto Político). Casi sin chances de revertir la decisión presidencial, pero dispuesta a hacerle pagar al gobierno de Alberto Fernández el costo político de la decisión, la oposición rechazó por “discriminación de género” el envío al Senado del pliego del juez tucumano Daniel Bejas, exapoderado del PJ tucumano y ligado al gobernador Juan Manzur, como nuevo miembro de la Cámara Nacional Electoral (CNE), en detrimento de la actual secretaria del cuerpo, Alejandra Lázzaro, primera opción en orden de méritos en la terna enviada al Poder Ejecutivo por el Consejo de la Magistratura.

“Una mujer, Alejandra Lázzaro, quedó en primer lugar en el orden de mérito para integrar la Cámara Nacional Electoral. Hubiera sido la primera de la historia argentina en ese cargo. Pero el Presidente eligió a un varón. Ni mérito, ni género”, escribió días atrás la diputada Silvia Lospennato (Pro), secretaria del interbloque de Juntos por el Cambio en la Cámara baja, un argumento repetido por varias de sus pares en las redes sociales.

Alejandra Lázzaro, primera en el orden de méritos

“Alberto propone al tercero (en la lista), macho de Manzur. Las feministas K, calladitas. Cínicos”, agregó la diputada y referente de la CC-ARI, Paula Oliveto. “El declamador (Fernández) exigió a la Corte política de género pero nombró otro varón. Siempre prefieren amigos”, se sumó la titular de GEN, Margarita Stolbizer.

“Si Mauricio Macri hubiera hecho esto, el colectivo de mujeres kirchneristas lo habría acusado de machirulo en las calles”, ironizaron desde el espacio opositor.

Las quejas de la oposición política se sumaron al pedido que un colectivo de mujeres ligadas a la oposición hizo a Fernández para que revea su decisión. “Somos mujeres de todo el país comprometidas con la igualdad sustantiva y de resultados. Asumimos que promover y avanzar hacia la igualdad de género es un principio que fortalece los derechos humanos pero que también requiere del apoyo, compromiso y una firme voluntad política. Además, sostenemos con convicción y férrea posición la premisa igualitaria de que más mujeres integren espacios relevantes en la toma de decisiones”, agregan las mujeres en otro párrafo de la nota.

Daniel Bejas fue apoderado del PJ, está ligado al gobernador Juan Manzur y fue abogado del exgobernador José Alperovich
Daniel Bejas fue apoderado del PJ, está ligado al gobernador Juan Manzur y fue abogado del exgobernador José Alperovich Fuente: LA NACION – Crédito: Fernando Font

En el Senado, y en sintonía con el comunicado oficial de la UCR, Martín Lousteau recordó también los antecedentes de Lázzaro y enfatizó en que el Presidente “eligió nominar a un varón”. Recordó que Bejas es “exapoderado del PJ” de su provincia, además de estar vinculado en materia política con el actual gobernador de Tucumán, Juan Manzur, y su antecesor, José Alperovich.

“Lamentamos enormemente que en lugar de elegir a quien tenía mejores antecedentes, el Presidente haya optado por el de menos antecedentes y menor imparcialidad a la hora de resolver”, afirmó a LA NACION el diputado y miembro del Consejo de la Magistratura, Pablo Tonelli (Pro-Capital).

Desde la oposición recordaron además la polémica actuación de Bejas como juez en casos como el del exjefe del Ejército César Milani (su demora en citarlo por la desaparición del soldado Alberto Agapito Ledo durante la última dictadura militar le valió criticas de la propia Justicia federal) y el de la acusación por enriquecimiento ilícito contra Manzur, a quien sobreseyó en 2014, además de haber trabajado como abogado de las empresas de Alperovich.

Desde la oposición dieron por descontado que Bejas obtendrá el aval del Senado (el kirchnerismo suma 43 de las 72 bancas de la Cámara alta) y que se sumará al tribunal con competencia electoral en todo el país que actualmente integran Alberto Dalla Vía y Santiago Corcuera, con el tercer asiento vacante desde 2016, cuando falleció Rodolfo Munné.

“Lo van a sacar, pero pagarán un alto costo político”, especulaban desde la oposición, resignados a perder un espacio que el presidente Macri demoró en completar durante su mandato en la Casa Rosada. “Los radicales y muchos de nosotros proponíamos a Lázzaro, y (Jósé) Torello a Hernán Gonçalves Figueiredo (secretario de actuación judicial de la Cámara y tercero en orden de méritos). Al final no pasó nada y le regalamos un lugar al peronismo”, recordaba resignado una de las espadas legislativas de la oposición.