19 enero, 2021

Qué declaró la amiga de la mujer que denunció haber sido abusada en una fiesta con jugadores de Vélez Sarsfield

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Compacto Político). La investigación de la fiscal Laura Zyseskind, especializada en violencia de género, la misma fiscal que logró la condena al femicida Fernando Farré, avanza para esclarecer lo sucedido anoche en una casa en el lote 56 del barrio cerrado Camino Real en Zona Norte. Poco después de la medianoche, la Policía Bonaerense acudió al lugar tras una grave denuncia: una mujer aseguraba haber sido abusada sexualmente en una fiesta protagonizada por jugadores de Vélez Sarsfield, entre ellos Ricardo Centurión.

La víctima, una mujer de Villa Urquiza de 28 años, declaró ante la fiscal interviniente al igual que dos testigos. Centurión fue desligado, por ahora, en los primeros relatos, al igual que Martín Lucero, el inquilino de la casa donde ocurrió la fiesta. El principal sospechoso es un hombre cuyo apellido sería Acuña, calvo, robusto, vestido con bermudas de jean, que no es jugador del club.

Aparentemente, la víctima no tendría recuerdos del hecho. Un relato señala que la joven estaba desmayada “con una jarra de plástico en la mano” cuando la encontraron. Si efectivamente fue drogada es algo que deberá demostrar una pericia toxicológica. Ese dato surge de una declaración tomada en una comisaría de la Policía Bonaerense. Quien habla en este testimonio es una amiga de la víctima, una mujer porteña de 36 años. Y lo que dice puede ser revelador.

Infobae accedió a su testimonio en forma completa.

La fiscal Zyseskind en el centro (foto: NA)La fiscal Zyseskind en el centro (foto: NA)

Aseguró conocer a la víctima hace un año. Ayer por la tarde fue invitada a la fiesta en la quinta a través de una amiga: la invitación a su amiga se la hizo, precisamente, Ricardo Centurión. Así, llegaron a Camino Real a las 18 del jueves. Centurión se encargó de abrirles la puerta. Luego, detalló la presencia de varias mujeres en el lugar, así como de otros hombres, 20 personas en total. En un momento, la víctima dice: “Tengan cuidado, me acaban de robar”. Hablaba de su celular, lo que sumó la imputación más tarde: la causa de la fiscal Zyseskind contiene los delitos de abuso y también de robo.

La víctima fue llevada al baño entre varios, donde comenzó a vomitar y volvió a perder el conocimiento. La testigo ve al sospechoso y lo golpea, una bofetada en la cara. Luego, se peleó con sus otras amigas, que decían que la víctima “estaba borracha”. “De lo que hablamos no tiene recuerdos de estar con este sujeto pelado”, continuó.

Por lo pronto, no hay detenidos en el caso. Mariano Lizardo, abogado del club, se presentó este mediodía en la Fiscalía General de San Isidro tras enterarse de manera extraoficial del caso.