25 febrero, 2021

FOPEA rechazó la decisión judicial para que Santiago O’Donnell entregue los audios que utilizó para su libro sobre Mauricio Macri

El Foro de Periodismo Argentino (FOPEA) manifestó su rechazo a la decisión de la jueza Susana Margarita Gastaldi, quien ordenó al periodista Santiago O’Donnell que entregue las grabaciones de las entrevistas que realizó a Mariano Macri para escribir el libro “Hermano”, sobre la vida de Mauricio Macri.

A través de un comunicado difundido mediante sus redes sociales, FOPEA consideró que la disposición judicial “pone en riesgo la garantía constitucional de protección del secreto de las fuentes informativas” y que, en ese sentido, la medida “va a contramano de la jurisprudencia nacional e internacional”.

“El artículo 43 de la Constitución Nacional establece claramente que no podrá afectarse el secreto de las fuentes de información periodística, por lo que el accionar de la jueza colisiona con leyes y tratados internacionales a los que la Argentina adhirió. Además, puede generar un efecto de autocensura y limitar las investigaciones periodísticas, configurando un grave ataque a la libertad de expresión”, manifestaron desde la asociación de periodismo.
El comunicado de FOPEAEl comunicado de FOPEA

La medida tomada por la jueza busca “brindar certeza a la preparación de un ulterior juicio por daños y prejuicios” ocasionados a Mariano Macri por la publicación del libro en el que él fue entrevistado. O’Donnell manifestó que no estaba al tanto que se le había iniciado esta demanda hasta que fue notificado sobre la mencionada orden de entregar los audios.

Ante esta situación, el periodista hizo una presentación ante la Relatoría Especial de Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. “Es una medida claramente inconstitucional, violatoria del derecho a la libertad de expresión y el derecho a la preservación de la fuente”, manifestó.

El libro de Santiago O'DonnellEl libro de Santiago O’Donnell

“Es una situación realmente muy grave para el periodismo y vamos a hacer todo lo posible para que este precedente no quede. Por mi parte, no tengo ningún problema: multame lo que quieras, mandame a la cárcel… No lo quiero decir así, pero es mi voluntad en este momento”, aseguró.