19 abril, 2021

Vacunas VIP en Entre Ríos: se filtró una lista que incluye a la esposa del gobernador y gran parte de su gabinete

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Compacto Político). El Gobierno de Entre Ríos reconoció esta tarde que la esposa del gobernador Gustavo Bordet, Mariel Ávila, gran parte del gabinete y hasta personal de servicio fueron inmunizados contra el COVID-19 antes de que finalice la etapa correspondiente al personal esencial y los grupos de riesgo.

“Dentro de la categoría de personal estratégico se ha vacunado al gabinete de ministros y a un grupo de personas, precisamente por el rol que cumplen en el marco de la pandemia y en contacto permanente con las máximas autoridades provinciales, y siempre de acuerdo a un criterio estrictamente técnico”, indicó el Gobierno a través de un parte oficial luego de que se filtraran los listados de personal ligado al poder que recibió la vacuna.

En esa nómina figuran Mariel Ávila, esposa del mandatario provincial quien además cumple funciones en la Secretaría Privada de la gobernación; la vicegobernadora Laura Stratta; seis integrantes del Gabinete provincial: Rosario Romero, ministra de Gobierno; Sonia Velázquez, de Salud; Marisa Paria de Desarrollo Social; Hugo Ballay, de Economía; Juan José Bahillo, de Producción y Marcelo Richard de Planeamiento.

Las vacunaciones se realizaron en distintos nosocomios: el Hospital San Martín de Paraná, centro de referencia provincial; el Hospital de la Baxada, también de la capital provincial; el Hospital Urquiza, de la ciudad de Federal, al norte de Entre Ríos y el Hospital Masvernat de Concordia.

Los integrantes del gabinete provincial habrían recibido la vacuna en un operativo que se realizó en Paraná en los últimos días del mes de enero. En ese momento también habrían sido inoculados familiares directos. En algunos casos, se les aplicó tanto la primera como la segunda dosis de la Sputnik V y en otros sólo se registra la aplicación inicial.

La vacunación VIP en Entre Ríos se concretó antes de que se termine de aplicar las dosis a todo el personal de salud provincial y mientras el personal de seguridad, mayores de 70 años y docentes aún esperan recibir sus dosis.

“En ningún caso la inmunización de este grupo de personas significó o va a significar alterar de algún modo la planificación original del Plan Rector de Vacunación COVID-19”, se aseguró en la explicación oficial.

El documento que envió el Gobierno provincial indicó también que en el marco de las definiciones estratégicas de la campaña y ante el ingreso en los próximos días de la vacuna china Sinopharm aprobada para personas de entre 18 y 59 años “se estaría en condiciones operativas de comenzar a inocular al personal esencial de Seguridad, del Servicio Penitenciario y a docentes de escuelas de educación especial”.

“Concomitantemente, se continúa de hecho con la vacunación de adultos mayores de 70 años hasta completar de acuerdo al stock disponible que provee el Ministerio de Salud de la Nación”, añade.

Luego de que el hecho saliera a la luz, se conocieron las disputas existentes en el seno del Gobierno provincial por la decisión de mantener en secreto la vacunación de funcionarios. Un grupo pretendía que se hiciera público el hecho de inmediato, pero finalmente primó el criterio de no hacerlo.