4 marzo, 2021

Un cadáver desnudo y una ejecución en plena calle: dos nuevos crímenes sacuden a Moreno y Malvinas Argentinas

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Compacto Político). Esta semana, dos llamados de alerta llegaron a la Comisaría 1° de Moreno. Los vecinos del barrio bonaerense de La Reja podían ver fácilmente el cuerpo ensangrentado de uno de los vecinos más conocidos de la zona en la puerta de su casa. Estaba tendido boca abajo y semi desnudo.

La autopsia que se realizó horas después arrojó que fue asesinado de dos puñaladas en el pecho. La Justicia tomó en las últimas horas testimonio a la gente del lugar pero nadie quiere hablar mucho. Hay miedo. Se investiga que detrás del crimen hay, según confirmaron fuentes judiciales a Infobae, una posible trama de venganza narcomenudeo.

“La investigación no arrojó hasta el momento grandes resultados. No hay cámaras de seguridad en la zona. Aparentemente en esa calle se vendía droga y algunos de los testimonios indican que la víctima podría ser vendedor o cliente aunque es prematuro decirlo. Los vecinos prácticamente no quieren hablar pero algunos refirieron que la zona estaría tomada por el narcotráfico a pequeña escala”, explicó uno de los investigadores.

“Creemos que como el cuerpo estaba muy visible y se encontró en las primeras horas de la mañana, el crimen se produjo durante la madrugada. Ningún vecino dijo haber escuchado gritos o discusiones pero tampoco es un lugar donde haya tantas casas, y las que hay, están espaciadas”, señala una fuente del caso.

Hasta el momento la hipótesis más firme de la fiscalía, con los pocos elementos que pudo reunir en los cuatro días de investigación que lleva la causa, apunta a algún tipo de ajuste de cuentas referido a la comercialización de droga en la zona. “Tenés vecinos que testificaron que el hombre vendía estupefacientes pero no lo aseveramos hasta que no haya pruebas suficientes”, señalan desde los tribunales de Moreno.

Otro cadáver sobre el asfalto

Quinteros trabajaba desde septiembre de 2002 en una empresa de servicios industriales. La investigación aún no determinó si se trató de un ajuste de cuentas o de un nuevo caso de robo de motochorros. Pero llamó la atención que las pertenencias de la víctima estaban junto al cuerpo: no faltaba nada.

A comienzos de la semana en Guernica, efectivos de la Comisaría 1° de Presidente Perón llegaron al cruce de la calle San Roque y un camino rural para encontrarse con dos cadáveres, un brutal doble homicidio sobre el polvo.

Ambos cuerpos tenían diversas heridas de bala: Calabró y Colman fueron acribillados en la cara y en el pecho. En la escena se encontraron varios casquillos, así como una balanza digital usualmente empleada para menudear drogas. La pista comenzó tras un llamado al 911 que alertaba de varios disparos, lo que llevó a comunicaciones entre la Policía Bonaerense y el envío de un patrullero, que halló ambos cadáveres. La fiscal Karina Guyot se encuentra a cargo de la investigación.