23 enero, 2021

Desde hoy le sacarán el registro a los que crucen en rojo

Para implementar la medida se pondrán 25 controles móviles por día con dos postas. La primera estará cerca del semáforo para detectar la falta. Y la segunda, que se ubicará a mitad de cuadra, detendrá al vehículo.
Cuando le retengan el registro, el conductor recibirá un comprobante que le permitirá seguir manejando durante 40 días. Dentro de ese plazo deberá presentarse ante un controlador de faltas de la Ciudad, o en caso contrario podrán secuestrarle el vehículo. Si el infractor prefiere no pagar la multa y apelar, el controlador decidirá si mientras se resuelve el caso lo autoriza a manejar. Además, cuando quite una licencia la Ciudad le dará aviso a todas las jurisdicciones del país, como contempla la Ley Nacional de Tránsito.
Los controles, que comenzarán hoy martes 31/08, estarán ubicados en lugares rotativos, especialmente donde los peatones corren más riesgo de ser atropellados, como Retiro o Constitución. Desde la dirección de Seguridad Vial de la Ciudad tambipen advirtieron que pondrán especial énfasis en controlar al transporte público . El motivo es que en lo que va del año murieron 21 personas en accidentes con colectivos.
El Gobierno porteño ya viene reteniendo licencias por infracciones como circular a más del 10% de la velocidad permitida, no usar casco, ir a contramano, no contar con el seguro obligatorio o, en el caso de los vehículos de uso comercial, carecer de la verificación técnica obligatoria. Por estas razones, desde fines del año pasado ya sacaron 1.700 registros, la mayor parte a motociclistas que no usan casco.
Sin embargo, hasta ahora el Ejecutivo de la Ciudad no podía sacarle la licencia a los conductores que violaban un semáforo en rojo. El motivo es que esta infracción era considerada una contravención y no una falta. Aunque la figura era más grave, porque intervenía un juez contravencional que además de la multa podía aplicar de uno a cinco días de arresto, probarla era difícil. Hacía falta la declaración de dos testigos.
En 2009, de las 2.500 actas de contravención labradas por pasar en rojo, sólo 38 terminaron en condenas efectivas, lo que representa apenas un 2 por ciento del total. Finalmente, la Legislatura porteña aprobó una ley para que pasar semáforos en rojo dejara de ser una contravención sino una falta.

Deja un comentario